Guía de blackjack
Principal Blackjack Cómo jugar al blackjack

Cómo jugar al blackjack

En cada ronda de blackjack, el crupier reparte una carta (descubierta) o dos cartas (una cubierta y otra descubierta) a cada jugador, en función del tipo de juego. A continuación, el jugador puede pedir otra carta o plantarse. Si la carta destapada del crupier vale 10 puntos y, al completar su mano, esta vale 21, el jugador pierde, a menos que también haya sumado 21. En caso de empate, el jugador recupera el importe de su apuesta.

Seguro

Si la carta descubierta del crupier es un As, el jugador puede pedir un "seguro". Se trata de una apuesta adicional que el jugador gana si el crupier acaba teniendo un blackjack. En este caso, el jugador gana la apuesta del "seguro", que se paga a 3:2, pero pierde la apuesta original. Matemáticamente, el seguro suele ser más rentable para el casino; por ello, nunca se usa con la estrategia básica.

Dividir

Si el jugador recibe una pareja (por ejemplo, dos 10), puede dividir la mano y jugar con dos combinaciones. El jugador recibirá dos nuevas cartas, una para cada mano, para tener dos combinaciones de dos cartas. El número de veces que puede aplicarse la opción de dividir depende de las reglas del juego en cuestión.

Doblar

En caso de que la suma de las cartas del jugador ascienda a 9, 10 u 11, el jugador tiene la opción de doblar su apuesta a cambio de recibir una sola carta más. Esta acción se conoce como "doblar". Doblar la apuesta es otra variable que depende de las reglas específicas de cada juego; en algunos casos, por ejemplo, no se permite doblar tras dividir una mano. En otros tipos de blackjack, el jugador puede doblar la apuesta sea cual sea la suma total de sus cartas.

Rendirse

Si el juego lo permite, una regla usada con la estrategia básica es la de "rendirse". El jugador puede acogerse a esta opción cuando recibe las primeras cartas. Si el jugador se rinde, recupera la mitad del importe apostado. Rendirse es la mejor opción cuando las cartas del jugador suman 16 y la carta descubierta del crupier es un As, un 9 o una carta que vale 10.

En el blackjack, el crupier parte con ventaja debido a que el jugador siempre debe jugar antes, lo que significa que siempre será el primero que podrá pasarse de 21.

Torneos de blackjack

El atractivo del juego aumenta en los torneos de blackjack, en los que los jugadores compiten entre sí, y gana el que obtiene más fichas al cabo de un número determinado de rondas.

Cuando hay muchos jugadores y el precio de entrada es alto, el ganador del torneo puede llevarse una cantidad de dinero más que interesante. Para ganar un torneo, no solo es vital conocer la estrategia básica, sino también decidir bien el importe de cada apuesta (apostar poco, mucho o todo). Esta decisión depende de varios factores: la cantidad de fichas que tiene el jugador, la cantidad de adversarios que hay en la mesa y la posición que ocupa el jugador en la misma.

Así pues, para ganar un torneo de blackjack es necesario contar con un conocimiento profundo del juego y tener una pizca de suerte. En esta modalidad del juego, los jugadores pueden llegar a ser ganadores a largo plazo. Lamentablemente, los torneos de blackjack online no están muy extendidos y solo algunos casinos los ofrecen.

Casinos online recomendados: